Caravana Humanitaria llega a Puerto Triunfo

{image}http://eldia.co/images/stories/131011/001.jpg{/image}Mientras en el resto del País miles de jóvenes estudiantes se movilizaban en contra de la reforma a la ley de educación superior, en el Departamento del Meta, más específicamente en el municipio de Puerto Gaitán, vereda Puerto Triunfo; se daba paso al tercer día de la acción humanitaria hacia campo rubiales. La movilización que dio inicio desde las 6 de la mañana estuvo conformada por 500 personas pertenecientes a diferentes organizaciones sociales, sindicales, campesina e indígenas.

En el camino el invierno hizo un cese para darle paso a la acción humanitaria, que cubierta por una cortina de polvo producto del mal estado de la vía y luego de pasar varias puestos de control del ejército y la policía nacional arribo a las dos de la tarde  a la verdea de Puerto Triunfo donde se desarrolló una asamblea campesina, indígena, obrero y popular con los habitantes de esta zona.

En la asamblea los pobladores de esta vereda denunciaron el trato indigno que día a día reciben por parte de la multinacional Pacific Rubiales a quien deben pedirle permiso para desplazarse hacia sus lugares de vivienda.  Así mismo, los asistentes manifestaron ante la acción Humanitaria que los niños son los principales afectados ante el estado de la vías y el riego de las mismas con aguas contaminadas, pues el polvo que se levanta les genera enfermedades respiratorias y en la piel, al igual que al resto de la comunidad y que esta situación se ha puesto en conocimiento de la administración de Pacific Rubiales pero no ha sido resuelta.

Una de las más graves denuncias la hizo el médico indígena quien reveló el daño a la madre tierra y los graves impactos ambientales, que se suman al daño social y laboral del que viene siendo victima la comunidad. Igual de fuerte fue la escena de un trabajador quien apoyado por un bastón para poder caminar, narro como un accidente de trabajo acabo con el anhelo que tuvo un día de laborar para la industria del petróleo y así brindarles un «mejor» futuro a sus 4 hijos. Pero lo que nunca se imagino Campo Elías Velandia, es que su vida efectivamente daría un cambio, esta vez para dejarlo impedido de seguir laborando ya que su estado salud cada vez es más deficiente. La tragedia de este hombre se hace más aguda ya que tiene que enfrentar la nueva realidad de la cual es víctima por parte de la empresa a raíz de su incapacidad física. Campo Elías aseguró que la firma contratista Geo Civiles Ltda., para la cual laboraba supo desde el pasado 25 de enero de su accidente pero nunca lo reporto a la ARP y posteriormente lo desvinculo, dejándolo así desamparado y casi que en la calle junto a su familia y ahora con pasos más lentos para enfrentar la vida.

Al ir cayendo la tarde las denuncias laborales, sociales y ambientales parecían interminables pero de mucha importancia, fue así como se creó una mesa conformada por abogados de diferentes organizaciones y colectivos para recepcionarlas, sistematizarlas y tramitarlas ante las autoridades y la comunidad internacional.

Mientras caía la tarde en el campamento el oasis ubicado a 132 km de el municipio de Puerto Gaitán, la solidaridad y la unidad seguían brillando en la justa lucha por la reivindicación de los derechos laborales y sobre todo por la recuperación de la soberanía Nacional, hoy pisoteada por las multinacionales con el auspicio del gobierno nacional, una vez más se ve materializada la unidad obrero, campesina, popular, indígena y estudiantil.

Justo cuando los participantes de la Acción Humanitaria liderada por la unión Sindical Obrera, USO, concluía la asamblea informativa con la presencia de representantes de las organizaciones sociales y sindicales nacionales; de la comisión internacional encabezada por la AFL CIO, FSM y FGTB;  los trabajadores de las diferentes empresas contratistas y de la comunidad en general; se conoció la nefasta noticia de la Aprobación del Tratado de Libre Comercio – TLC, entre Colombia y Estados Unidos, en el congreso norteamericano.

Las necesidades del imperio norteamericano los ha llevado a impulsar y agilizar  la aprobación del tratado, aun cuando el Estado Colombiano persiste en las violaciones sistemáticas de los Derechos humanos, los Derechos laborales y las libertades sindicales; Aun cuando de manera demagógica  tanto el  Presidente Obama como los demócratas que votaron a favor del TLC con Colombia. Hayan planteado que no entraría en vigor hasta que el mandatario constate que en el País Colombiano ha cumplido a cabalidad con todos los puntos del llamado ‘Plan de Acción Obama – Santos’, que se acordó en abril de este año. Para el Movimiento Sindical Colombiano es un hecho aberrante lo ocurrido pues cabe recordar que este ‘Plan’ prevé una serie de cambios en la normativa laboral del país, al igual que mecanismos para fortalecer la lucha contra la violencia sindical y la impunidad; situación que el gobierno alega haber cumplido y superado; pero la realidad es que muy por el contrario la situación ha empeorado en los últimos meses y se ha hecho protuberante en las últimas jornadas de protesta que han tenido lugar en nuestro país y de las cuales las de Pacific Rubiales son por excelencia emblemáticas; no en vano el Parlamentario Lloyd Doggett declaró:  “Estamos a punto de firmar un acuerdo con la capital mundial del asesinato contra el sindicalismo”.

Una vez más llamamos al movimiento Sindical mundial y nacional a fortalecer la unidad y la resistencia para desenmascarar al régimen imperial y capitalista e impedir que se configure la más cruda agresión contra la soberanía, la dignidad y los intereses colectivos del pueblo Colombiano.

Descargar documento en formato PDF.