Empresas contratistas de Ecopetrol violan derecho de asociación

Una de las reivindicaciones importantes de la Unión Sindical Obrera (USO), después de la defensa de Ecopetrol, es garantizar la estabilidad de los trabajadores, situación que se ha venido agudizando por las políticas gubernamentales de avalar la intermediación laboral y los contratos por prestación de servicios.

Juan Carlos Cárdenas Presidente de la USO- Huila, manifestó que la organización sindical en dicha zona del país vine adelantando reuniones con las empresas contratistas para defender los derechos de sus trabajadores, como estabilidad, recreación, deporte, pago salarial cumplido y de manera quincenal, con el objetivo de mantener un clima laboral adecuado en la empresa y un bienestar alto en las respectivas familias.

De igual manera USO- Huila, mantiene negociaciones con Ecopetrol buscando la contratación a termino indefinido de los trabajadores temporales, asimismo por la recuperación total de los activos de la petrolera colombiana, cumplimiento a la convención colectiva, entre otros, aseveró Juan Carlos Cárdenas.

Un caso delicado  para la seccional de Huila de la USO es la persecución política realizadas por la Empresa Hocol S.A. y la Compañía Mecánicos y Asociados (MASA), a los trabajadores que han decidido afiliarse a la organización sindical.

La USO Huila denuncia la actitud hostil de la empresa MASA, quien  decidió  despedir al trabajador Iván Cruz,  el cual laboraba en la estación Tenay, al no renovarle su contrato laboral sin causa justificada, simplemente porque el trabajador decidió afiliarse al sindicato, lo cual es un claro atentado a la libertad de asociación.

Ante los problemas de persecución sindical, la USO-Huila ha decidido declararse en un estado de alerta máxima, donde ha venido realizando mítines y ha convocado una asamblea general de trabajadores  para el próximo 31 de mayo para determinar un plan de acción con el objetivo de parar las políticas antipatronales.