Por la estabilidad de la USO, los derechos reales de asociación, negociación colectiva y libertad sindical en Colombia

{image}http://eldia.co/images/stories/logos/uso.jpg{/image}Los trabajadores del sector de los hidrocarburos, la petroquímica y los agrocombustibles, afiliados a la UNIÓN SINDICAL OBRERA USO, desarrollamos hoy una Jornada Nacional de Protesta de 24 horas, para exigir al Gobierno Colombiano, al Grupo Empresarial ECOPETROL y a las empresas petroleras, que operan en el país, el Respeto a los Derechos de Asociación, Negociación Colectiva y las Libertades Sindicales, que vienen siendo vulnerados de manera sistemática en Colombia.

Con la definición de la Política Minero Energética, el Gobierno Colombiano no solo ha entregado en concesión buena parte del territorio nacional, cerca de 33 millones de hectáreas para la exploración y explotación de los recursos minero energéticos, en donde no solo se favorecen los intereses de las multinacionales, sino que dan patente de corzo a estas multinacionales para violentar a las comunidades, el medio ambiente y los derechos laborales en nuestro país. Muchas comunidades, cansadas de estos atropellos han llevado a cabo fuertes protestas en el Meta, Casanare, Putumayo y otras regiones, las cuales han sido reprimidas de manera violenta por la Policía, el Ejército y la seguridad privada de las empresas. De continuar esa política de atropello, muy seguramente estas protestas se van a generalizar y a extender a otras regiones del país.

Las multinacionales, en especial PACIFIC RUBIALES ENERGY han desarrollado una táctica de amenaza y chantaje a los trabajadores, para que se desafilien de la USO, so pena de despedirlos o vetarlos, configurando un acoso laboral y un impedimento al derecho de asociación. Las empresas contratistas de Pacific Rubiales han empezado a hacerles firmar un otrosí a los contratos, para desmejorar las condiciones laborales y maquillar las violaciones que vienen cometiendo con los trabajadores, paralelamente bloquean el libre ejercicio sindical de la USO y despiden sus afiliados,  promoviendo abiertamente la afiliación de los trabajadores a un sindicato patronal llamado UTEN, al que llevan incluso en los aviones de la multinacional, hospedan en el campo y acompañan para intimidar a los trabajadores y obligarlos a renunciar a la USO y afiliarse a ese sindicato patronal, que vale la pena recalcarlo parece más una empresa que promueve el Contrato Sindical.

Rechazamos la actitud del Gobierno Nacional, que lejos de garantizar el libre derecho de asociación, las libertades sindicales y el derecho a la negociación colectiva, han permitido y promovido este tipo de atropellos, mientras en las instancias internacionales manifiestan respetar estos derechos. No podemos dejar de lado la responsabilidad de ECOPETROL, que ha jugado un papel supuestamente pasivo, pero que en realidad ha actuado de manera directa coordinado muchas de esas acciones para contrarrestar el libre derecho de asociación sindical y la negociación colectiva, muestra de ello es la actitud asumida por el señor Ministro de Minas y energía Mauricio Cárdenas, quien es además presidente de la Junta directiva de ECOPETROL, quien avaló un supuesto acuerdo con el sindicato patronal UTEN y con el cual se pretende cerrar los espacios de negociación a la USO.

Similar actitud han asumido las filiales del Grupo Empresarial ECOPETROL, como Reficar, Propilco, Comai, entre otros, donde se despide a los trabajadores que se afilian a la USO, se niega el derecho de negociación y peor aún se atenta contra la estabilidad de la USO, denunciando la legalidad de los Estatutos de la organización sindical, cosa que indica el grado de antisindicalismo que se promueve en estas empresas. A todo lo anterior, hay que sumar la actitud de la administración de ECOPETROL, que de manera reiterada viene desconociendo los acuerdos firmados con la USO, lo cual viene causando un descontento general entre los trabajadores directos y entre los más de 30 mil trabajadores de contratistas a su servicio.

Es claro que las empresas del sector minero energético, incluyendo a ECOPETROL, recurren a la tercerización laboral, con el fin no solo de abaratar los costos y aumentar sus ganancias, sino también para impedir de manera rápida y sin mayores inconvenientes el libre derecho de asociación, terminando los contratos laborales o simplemente cancelando los contratos a las empresas contratistas que suministran la mano de obra, como táctica recurrente en este sector. Para dar algunos ejemplos, hoy en ECOPETROL  hay cerca de 30 mil trabajadores al servicio de empresas contratistas, mientras los trabajadores directos no llegan a los 5.500 trabajadores; en Pacific Rubiales Energy los trabajadores directos no llegan a los 1.400, los tercerizados superan los 11 mil.

De igual manera, denunciamos la campaña de macartización desarrollada por las empresas multinacionales y algunos miembros de este y el anterior Gobierno, que sin mayor recato se han dado a la tarea de señalar que la USO practica un sindicalismo violento, armado y lo relacionan con la insurgencia armada en el país, como lo hiciera el expresidente Álvaro Uribe, el Señor Fernando Londoño en su espacio radial y los directivos de la  Asociación Colombiana del Petróleo y Pacific Rubiales Energy, poniendo en Grave Riesgo la Vida y la Integridad de los Dirigentes y afiliados a la USO en todo el país. 

Por todo lo anterior, los trabajadores afiliados a la UNIÓN SINDICAL OBRERA USO estamos realizando una Protesta General, para reclamar del Estado Colombiano, las multinacionales petroleras y de ECOPETROL, que Garanticen el respeto al Libre Ejercicio Sindical, la Contratación Colectiva y al derecho de Asociación.

De otra parte, queremos expresar nuestro respaldo a la Movilización de los Estudiantes Universitarios en contra de la Reforma a la Ley 30, que afecta no solo el acceso del pueblo Colombiano a la Educación pública gratuita, sino que ésta sea de Calidad. Así mismo, a los compañeros trabajadores de la Palma, en Puerto Wilches, quienes vienen adelantando una protesta justa hace más de 45 días, por el derecho a la negociación, el respeto de las libertades sindicales y por un trato digno.

Finalmente, hacemos un llamado a todas las organizaciones sociales y sindicales del país, para que de manera conjunta exijamos el respeto al derecho a la Protesta, la cual quiere ser proscrita por este gobierno. También hacemos un llamado a las Centrales y Confederaciones Sindicales a las que estamos afiliados: CSI, FSM, CSA, ICEM y Funtraenergética, para que se pronuncien de manera enérgica ante el Gobierno de Colombia, exigiendo que  ECOPETROL y las empresas petroleras que operan en nuestro país, cumplan con la legislación nacional e internacional del trabajo. Así mismo, se haga un pronunciamiento fuerte, frente a ese sindicalismo servil y patronal que práctica la Central General de Trabajadores CGT y UTEN.

VIVA LA UNIÓN SINDICAL OBRERA
POR EL DERECHO DE ASOCIACIÓN, DE NEGOCIACIÓN Y LAS LIBERTADES SINDICALES


SOBERANIA NACIONAL Y  LOS DERECHOS DE LOS TRABAJADORES PETROLEROS.


Descargar documento en formato PDF.