LA U.S.O. DENUNCIA EN CANADA VIOLACIONES DE PACIFIC RUBIALES ENERGY EN COLOMBIA.

{image}http://imagen.eldia.co/cache/logos/uso_595.jpg{/image}Por invitación de diferentes organizaciones sociales y sindicales de Canadá una comisión de nuestro sindicato realizó,  desde el 30 de abril hasta el 9 de mayo,  una gira por tres principales ciudades de ese país:  Montreal, Ottawa y Toronto.

En estos diferentes lugares se denunció  que los Gobiernos de Canadá y Colombia no han cumplido los acuerdos en los temas laborales,  ambientales, ni  al respeto de los derechos humanos, a pesar de ser compromisos ratificados  en  el Tratado de Libre Comercio, que entró en vigor a partir de agosto de 2011, donde los países se comprometieron a proteger, ampliar y hacer efectivos los derechos básicos de los trabajadores, fortalecer la cooperación en la materia laboral y avanzar en sus respectivos compromisos internacionales.

En el marco de esta gira, muchas organizaciones sociales y sindicales, asi como parlamentarios del partido de oposición de Canadá, algunos académicos, estudiantes de la universidad de Carleton de Ottawa, periodistas, organizaciones de ambientalistas, entre otras, fueron receptores de las denuncias que hizo la organización sindical y que están relacionadas con el desastroso papel de las empresas multinacionales Canadienses en Colombia,  donde se evidencio el papel de Pacific Rubiales Energy (PRE) respecto al control que ejerce de un alto porcentaje de la producción nacional de crudo.

Se demostró que Pacific Rubiales Energy ha impuesto su propio estado, llanura adentro de Puerto Gaitán en el departamento del Meta. En Canadá  quedaron sorprendidos y atortolados al enterarse que los cuatro grandes ejecutivos de esta multinacional, los venezolanos golpistas Miguel de la Campa, José Francisco Arata, Serafino Iacono y Ronald Patín ganan en promedio cada uno la suma de 11.000 millones  de dólares al año (tal como lo publicó la revista dinero en enero del 2012) mientras que los trabajadores y las comunidades aledañas  impactadas por la explotación del petróleo, viven en situaciones deplorables por el desconocimiento a  sus derechos.

En julio de 2011, cerca de 13.500 trabajadores, la inmensa mayoría subcontratados en precarias condiciones laborales, solicitaron nuestra presencia en el campo.  En este acompañamiento logramos evidenciar que más del 90% de la mano de obra estaba tercerizada mediante contratos basura, bajos salarios, jornadas laborales extensas, condiciones de hacinamiento, entre otras irregularidades.  La U.S.O. presento un pliego de peticiones en el marco de los acuerdos con el gobierno y con esta empresa multinacional, para mejorar las condiciones de los trabajadores, pliego que no fue resuelto en su totalidad y se demostró que Pacific Rubiales así como el gobierno en cabeza del Ministro del Trabajo han desconocido los convenios 87 y 98 de la OIT, que están debidamente ratificados por nuestro país y que garantizan el derecho de asociación y de negociación colectiva.  La multinacional Canadiense realiza bloqueos mediante barreras físicas como vehículos, estructuras de tuberías, mallas de seguridad sobre la vía publica, todo esto sucede con la participación y beneplácito de los cuerpos de seguridad física de la multinacional en compañía de los miembros de la fuerza pública Colombiana. Esta situación ocurre de manera sistemática a  los miembros de la U.S.O. y a finales del año anterior lo evidencio el senador Alexander López Maya.

Además se evidenciaron muestras fotográficas de la contaminación al  medio ambiente, del vertimiento de aguas residuales contaminadas a los ríos y fuentes de agua que antes de llegar PRE eran puras y cristalinas.  Se referenció la difícil  situación de los pueblos indígenas que están cada vez en peores condiciones como resultado del desplazamiento por la  explotación petrolera sumado a los incumplimientos reiterados a los acuerdos suscritos por  parte de esta multinacional.   

La realidad es que PACIFIC RUBIALES ENERGY  es una multinacional Canadiense  desconocida en ese país, tal como lo pudimos evidenciar; pero también  fue de público conocimiento que esta empresa en Colombia está invirtiendo millones de dólares en medios de comunicación para tratar de posicionar en el imaginario colectivo, con eslóganes mentirosos como “Pacific es Colombia”, “Pacific es para Ti” o “Pacific Incondicional con Colombia” que ejercen, una responsabilidad social empresarial ejemplar.  PRE ha patrocinado ferias y eventos  en las principales ciudades del país,  el año pasado trajo a Bill Clinton, expresidente de los EEUU a Bogotá a jugar golf con el presidente Juan Manuel Santos, es accionista de  la cadena Cable noticias, trato de comprar el periódico El Tiempo y la última gran inversión fue volverse patrocinador de la selección Colombia de Fútbol para lo cual pagó 8.000 millones de pesos.  

Muchas organizaciones se comprometieron a acompañar las diferentes campañas  y actos públicos de denuncia contra las multinacionales como la audiencia  que se realizará el 13  de julio en el departamento del meta  contra las multinacionales  del sector extractivo y minero entre las que se destaca Pacific Rubiales, para posteriormente realizar un juicio ético a comienzos de agosto para enjuiciar ética y políticamente a las multinacionales que hacen  presencia en Colombia.