Los hechos de la historia se sostienen a propósito del cumpleaños de Ecopetrol

{image}http://www.eldia.co/images/stories/logos/uso.jpg{/image}Hace 59 años, cuando se gestó la creación de ECOPETROL S.A. el sindicalismo clerical y propatronal nacía con el despropósito de acabar a la UNIÓN SINDICAL OBRERA organización que había creado recientemente a la Empresa Colombiana de Petróleos, ECOPETROL.

Hace 59 años en medio de los festejos hipócritas del régimen Laureanista para celebrar la reversión, los obreros petroleros soportaban la represión chulavita y otros se habían visto obligados a huir desde hacía varios años o meses. Hoy pasa lo mismo: se gesta toda una oleada antisindical que incluyen amenazas a dirigentes sindicales, que tienen al borde del despido a dos dirigentes sindicales de la Refinería de Cartagena y en medio de decenas de procesos disciplinarios a toda la Junta Directiva de la USO Barrancabermeja y a varios dirigentes de la Junta Nacional de nuestro sindicato. También se adelantan varias querellas administrativas y judiciales contra la persona jurídica de la UNIÓN SINDICAL OBRERA

En los albores de la creación de nuestra empresa, gestada por la masa obrera y revolucionaria aglutinada en la UNION SINDICAL OBRERA, se pensaba idénticamente como lo piensa la burguesía de nuestra época y eso se deduce del memorando secreto suscrito por Max Weston Thornburg al Presidente del Consejo Nacional de Petróleos el 31 de julio de 1946 que decía literalmente: “Es esa tendencia de los trabajadores a participar en el manejo de la industria del petróleo la que suministra peligro en potencia, más real en sus efectos sobre todo avance de una compañía petrolera… esta condición retardataria puede disiparse únicamente mediante la seguridad… de que el gobierno mismo protegerá la administración…” . De la preinserta misiva, que data de más de 60 años, podemos comprender, porqué ésta administración de ECOPETROL S.A. militariza los conflictos laborales y las instalaciones de la empresa tal y como lo acaba de constatar una misión internacional de mujeres por la Paz y contra la Militarización. Aún siguen sin explicar las declaraciones del confeso paramilitar SALVATORE MANCUSO, los vínculos de miembros de la Junta Directiva de ECOPETROL con reconocidos parapolíticos y los recién descubiertos hechos de la masacre del 16 de mayo de 1998 en las que presuntamente participó la administración de ECOPETROL S.A.

Cuando recién se había creado ECOPETROL S.A. la patronal se había lanzado a la creación de dos sindicatos: SINTRANAL y SINCOPETROL el primero en Barrancabermeja y el otro en El Centro, tal y como ocurre en el momento con los dos sindicatos que coexisten con la USO y que no han dado muestra hasta el momento, de defender realmente los intereses de los trabajadores. Hasta en el tema pensional, del que prometieron gestionar y con el que persuadieron a incautos trabajadores, no resultaron con nada. ECOPETROL S.A. por esa coexistencia, se excusa en respetar el derecho de asociación sindical para desconocer a la USO.

Así las cosas, podemos darnos cuenta que los hechos de la historia se mantiene, incluso los festejos hipócritas de los que habla RENAN VEGA CANTOR en su libro Petróleo y Protesta Obrera. (Pág. 332)

Festejos hipócritas porque mientras ésta administración de ECOPETROL S.A. hace un despliegue propagandístico para el cumpleaños número 59 de nuestra empresa,  desconoce los problemas que debería solucionar para que celebráramos todos al unísono. Mientras la refinería de viste de amarillo, símbolo del color de la esperanza, medio centenar de compañeros seriamente afectados por gases tóxico sucumben en la desesperanza sin que exista un verdadero compromiso por parte de ECOPETROL S.A. frente a sus vidas ahora que el proyecto de hidrotratamiento ha terminado.

Festejos hipócritas, porque la actual administración de ECOPETROL S.A. ha sido incapaz de revelar los resultados de la anterior encuesta de clima laboral y salió con otra, personalizada, a través de correos electrónicos, que permite identificar a los quejosos y revoltosos –como en ocasiones se nos ha señalado-

La administración de ECOPETROL S.A. insiste en desconocer la deuda salarial que tiene para con los trabajadores sindicalizados, producto del laudo arbitral del año 2003 que ha sido ordenada pagar por varios tribunales de justicia Colombiana. Ha hecho lo propio con el fallo que pretende reconocer la participación de utilidades a los trabajadores de la empresa en virtud del artículo 142 de la convención colectiva de trabajo. Recurrió sin resultados, a instigar a jueces y magistrados al mejor estilo del gobierno saliente.

Los administradores más recalcitrantes de ECOPETROL S.A. aún persisten en la orden de prohibir el ingreso de nuestros equipos de perifoneo y de entorpecer la libertad de locomoción de los dirigentes sindicales al interior de la empresa en abierta violación del artículo 9 convencional.

Los abogados que dicen manejar las relaciones laborales colectivas, es decir, las relaciones con el sindicato, las han vuelto inmanejables por su arrogancia y abierto desconocimiento de los derechos de los trabajadores y su interpretación acomodada de las actas de acuerdo y de las disposiciones de la convención colectiva de trabajo. Bastase conocer las declaraciones rendidas por éstas personas en los procesos disciplinarios que cursan en la Oficina de Control Disciplinario para debelar sus malévolas intenciones.

El Presidente de la Empresa, a quien le hemos reconocido públicamente su gestión en la recuperación de negocios anteriormente privatizados, también le cuestionamos el desmoronamiento del grupo empresarial con el propósito de no declarar la unidad de empresa y desconocer a la UNION SINDICAL OBRERA como interlocutor legítimo de los trabajadores de la industria petrolera.

En este aniversario de nuestra querida Empresa, queremos exaltar y felicitar a todos y todas las trabajadoras que con su lucha decidida e incondicional han contribuido a forjar a ECOPETROL y acompañan a la UNION SINDICAL OBRERA en su reivindicación por la nacionalización de los recursos naturales sin indemnización alguna a favor de las multinacionales.

ADENDA: Sería bueno que la Oficina de Control Disciplinario le explicara a los trabajadores qué dijo el Juez Único Laboral del Circuito de Barrancabermeja respecto de la sanción impuesta al conocidísimo Dr. HUGO BERNAL VALLEJO. ¿Qué se puede esperar para con los trabajadores y dirigentes sindicales?

ADENDA 2: Celebramos los avances de la unidad entre los sindicatos carboneros, eléctricos y petroleros SINTRACARBON-SINTRAELECOL-USO hacia el sindicato único minero – energético. Un buen propósito y un excelente pronóstico para la clase obrera colombiana.

Descargar documento en formato PDF