USO 89 años de lucha: en defensa de los trabajadores y una explotación soberana de nuestros hidrocarburos

{image}http://www.eldia.co/images/stories/logos/uso.jpg{/image}El fin último de nuestra lucha histórica es la conquista de esta unidad del hombre, donde cada hombre sea a la vez técnico y filósofo, trabajador y poeta, maestro de su propio destino y señor de su propio futuro. (Roger Garaudy)

La UNIÓN SINDICAL OBRERA – USO celebra hoy Ochenta y nueve años de existencia, marcados por una ardua labor de organización, lucha, movilización, resistencia, y construcción de tejido social; en una apuesta colectiva que defiende  la Soberanía; la autodeterminación de los pueblos, el carácter estatal de los medios de producción, la justa distribución de la riqueza, la energía como derecho humano fundamental y la necesidad de cambiar la lógica de explotación de los recursos minero energéticos en la Nación; a fin de alcanzar condiciones dignas y justas para la sociedad Colombiana en su conjunto.

Somos una organización sindical que nació del seno del pueblo, de los campesinos, de la más profunda raíz obrera; forjada en la clandestinidad, porque los sindicatos estaban proscritos, marcando un rumbo Histórico en el  movimiento obrero Colombiano; La USO desde su fundación se ha visto enfrentada a la represión patronal y gubernamental. Muchas han sido las víctimas que ha tenido que ofrendar este sindicato por atreverse a confrontar la política antinacional de los gobiernos que han querido entregar el petróleo y la soberanía a las multinacionales petroleras; Hemos resistido los embates de las alianzas Gobierno – Multinacionales, que en episodios negros de nuestra historia han dado muestra de su capacidad sanguinaria, como ocurrió el 06 de Diciembre de 1928, cuando las Fuerzas Armadas del ejército Colombiano fusilaron a miles de obreros que exigían respuestas a su justo pliego de peticiones, en lo que fue denominado como la masacre de las bananeras. Hemos sido víctimas de la persecución paramilitar que en contubernio con miembros de las Fuerzas Armadas han asesinado y secuestrado dirigentes. A la Unión Sindical Obrera de la Industria del Petróleo USO le han aplicado todo tipo de formas de violencia socio – política; ocasionando graves consecuencias en términos de asesinatos, judicialización y encarcelamiento, despidos, exilio, desplazamiento, procesos disciplinarios, estigmatización, persecución, programas de acoso laboral y sindical; entre otras.

La USO ha sido actor principal en la historia petrolera del país, pues gracias a la huelga de los trabajadores petroleros en 1948, se logró crear a ECOPETROL,  fortaleciéndola con cada reversión que se le arrebataba a las multinacionales. Hoy ECOPETROL es la empresa más importante del país y la que más recursos le transfiere a la nación para la inversión social, por eso nos oponemos a su privatización. Con su postura nacionalista, la USO ha mantenido vigente el debate sobre la explotación racional y soberana de los hidrocarburos, incluso proponiendo una Ley Marco de Hidrocarburos que privilegie el interés de la nación.

A pesar de todo, hoy con 89 años de existencia y contrario a lo que quieren sus enemigos, la USO se fortalece cada día más y mantiene vigente su Plataforma de Lucha; trabajando incansablemente para que el petróleo sirva como motor del desarrollo social y para alcanzar la paz sobre la base de la justicia social, la redistribución de la riqueza y el disfrute de nuestros recursos naturales para el bien común; Lo anterior, significará más oportunidades de educación, acceso a la salud integral, vivienda digna, saneamiento básico, recreación, cultura, ciencia, investigación y tecnología, respeto por el medio ambiente y los territorios sagrados, como también de las etnias que los habitan; es decir, el desarrollo armónico como nación.

La UNIÓN SINDICAL OBRERA – USO, cuenta hoy con cerca de 18.000 trabajadores del sector de los hidrocarburos y la petroquímica, agrupados en 17 subdirectivas distribuídas en todo el territorio nacional. Tiene firmadas once (11) Convenciones colectivas con empresas nacionales y multinacionales, en las que se han establecido condiciones laborales y salariales que permiten mejorar la calidad de vida de los trabajadores de este sector. No obstante lo anterior, tenemos retos bastante grandes por afrontar, pues hay cerca de 50.000 trabajadores en el sector, esperando a que los organicen en pro de mejorar sus condiciones laborales y sociales, las comunidades entorno a la explotación petrolera necesitan orientación sobre sus derechos frente a las empresas petroleras; las comunidades indígenas y campesinas reclaman el respeto a sus tierras y se requiere hacer un frente común para exigir nuestro derecho a un medio ambiente sano, contra la contaminación de los rios, la destrucción de nuestros bosques y la protección de nuestras especies.

El Gobierno Colombiano ha echado a andar la locomotora minero energética y privilegia la Inversión Extranjera, cumpliendo así el mandato del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial de mantener a nuestro país como un proveedor de materias primas. Por eso encontramos en todo nuestro país cientos de empresas multinacionales, que en su accionar depredador no les importa violentar los Derechos Humanos, los derechos de las comunidades   y acabar con el medio ambiente. Debemos trabajar para cambiar esa dinámica en la cual el descubrimiento de petróleo, gas o minerales en nuestras regiones, trae más desgracias que beneficios.

De otra parte, en el marco de la celebración de nuestros 89 años de resistencia, nos aprestamos a desarrollar un proceso de Revisión de la Convención Colectiva de Trabajo USO – ECOPETROL, que iniciá hoy 13 de febrero en la ciudad de Bogotá. En esta revisión, la USO pretende discutir temas de gran trascendencia para los trabajadores y para la organización sindical. Temas como: la extensión de la convención a trabajadores de empresas contratistas; la revisión del Escalafón; El problema de la exagerada tercerización de actividades y la reducción acelerada de la nómina convencional;  la existencia de una nómina de manejo y confianza que casi triplica la convencional y donde se dan estímulos superiores a los de la convención, en abierta violación a las normas legales; el desarrollo y cumplimiento de derechos convencionales que no son reconocidos; la estabilidad del sindicato y las garantías para el libre ejercicio sindical en el grupo empresarial ECOPETROL, serán algunos de los temas que serán motivo de revisión en éste escenario.

Hacemos un llamado a todos los trabajadores petroleros a unirse a la USO y a seguir engrandeciendo el nombre de ésta gran organización sindical, que en sus 89 años de historia ha sido ejemplo en la defensa de los derechos de los trabajadores, la defensa de ECOPETROL y  la explotación soberana de nuestro recurso petrolero para el beneficio de los Colombianos.

VIVA LA UNIDAD,  LA UNION SINDICAL OBRERA EN SUS OCHENTA Y NUEVE AÑOS DE LUCHA…VIVA…VIVA…VIVA.

VIVA LA UNIDAD, ORGANIZACIÓN Y LUCHA DE LA CLASE OBRERA COLOMBIANA EN DEFENSA DE LA SOBERANIA Y LA JUSTA DISTRIBUCION DE LA RIQUEZA…VIVA..VIVA.

VIVA LA UNION SINDICAL OBRERA, ORGANIZACIÓN QUE HIZO POSIBLE LA CREACION DE ECOPETROL PATRIMONIO  DEL PUEBLO COLOMBIANO QUE HOY SEGUIMOS DEFENDIENDO…VIVA…VIVA…VIVA.

PETRÓLEO DE COLOMBIA PARA LOS COLOMBIANOS.

Descargar documento en formato PDF.