USO desmiente información que busca dañar la imagen sindical

  • Categoría de la entrada:Cartagena
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

Un grupo de personas, identificadas como ex trabajadores temporales de Ecopetrol, acusaron a la USO de haberlos “estafado”. El presidente de la USO Cartagena lo calificó como “una cantidad de mentiras e incoherencias que afectan a la organización sindical”.

“Nos parece sorpresivo y no admitimos la forma en que algún grupo de trabajadores extemporales de la refinería de Cartagena se refieren a la organización sindical. Cómo tratan de enlodar la imagen de la misma, de Ecopetrol y de manera malintencionada señalar como estafadores a dirigentes de la organización sindical que participamos del grupo de trabajo que elaboró el acuerdo de temporalidad firmado el 10 de junio del 2014”, puntualizó José Francis Ibargüen, presidente de la USO Cartagena.

El acuerdo que suscribió la USO y Ecopetrol en el 2014 buscaba solucionar el tema de precariedad, debido a la condición de temporalidad en que se encontraban cientos de trabajadores. Producto de ese acuerdo fueron contratados más de 180 temporales y muchos recibieron dineros que les permitieron adquirir, entre otras cosas, sus casas.

Ibargüen hizo una serie de precisiones respecto a la noticia que salió publicada en un medio masivo de comunicación nacional. Primero, los supuestos perjudicados no hacen parte del proyecto de ampliación de la Refinería de Cartagena. Se trata de un grupo de trabajadores al servicio de Ecopetrol, que no tiene relación alguna con el proyecto de Reficar.

Sobre que a los trabajadores temporales no se les dio participación en las discusiones. Ecopetrol manifestó en esa época que cambiaría la modalidad de contratación y ya no tendría trabajadores directos. La USO, como sindicato, fue quien tuvo la iniciativa que se reconociera la disponibilidad que muchos trabajadores tuvieron durante muchos años, mediante una bonificación. Entonces, es una iniciativa del sindicato, no de trabajadores por fuera de ella.

La base del acuerdo parte que la empresa ya les había pagado todos sus derechos laborales, prestaciones, salarios, tanto legales como convencionales, cuando terminaron sus contratos de trabajo.
De hecho, algunos de los que aparecen reclamando no laboran con Ecopetrol desde 1990. Uno de los temporales afectados, Fredy Fernández, trabajó de 7 meses y un día. Sin embargo, a título de bonificación se le hizo un reconocimiento de 4.3 millones de pesos. La USO ni siquiera le hizo descuento de retención en la fuente.

Para Ibargüen tantos datos inexactos y tal desinformación solo buscan afectar la imagen de un sindicato que sigue trabajando por los trabajadores, incluso aquellos que no están afiliados y comunidades.

“La USO no paga dineros, no fueron trabajadores de la USO. Si ellos consideran que tenían derechos, lo que deben hacer es recurrir a mecanismos legales y será Ecopetrol la que tendría que entrar a reconocerlos. Venimos en una campaña de defensa de la mano de obra local. Venimos reuniéndonos con las comunidades. Hemos hecho un equipo de trabajo importante con los miembros de la Junta de Acción comunal para defender ante Ecopetrol y ante el gobierno distrital una política pública que priorice la mano de obra cartagenera”.