USO: “Luchar sí vale la pena. Rubiales, Pirirí y Cusiana retornaron a sus dueños originales”

  • Categoría de la entrada:Meta
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

Gracias a la lucha que inició en 2011 la Unión Sindical Obrera y varios sectores de la población, el 1º y el 4 de julio revertirán al país dos campos petroleros importantes, los cuales pasarán a ser operados por Ecopetrol.

Los primeros son Campo Rubiales y Pirirí en el Meta, con una producción diaria de 160 mil barriles, de los cuales la mitad se la llevaba la multinacional canadiense Pacific Rubiales Energy. Esos recursos podrán destinados a inversión social. El segundo es Cusiana en Casanare.

“Estamos de fiesta. Rubiales, Pirirí y Cusiana retornaron a sus dueños originales, que somos los colombianos, y nos vamos a ver beneficiados. El petróleo va a ser para el desarrollo nacional y no para llenarles los bolsillos a las multinacionales”. Con estas palabras Héctor Vaca, directivo de la USO, confirmó la satisfacción de la organización sindical ante la noticia.

También contó cómo fue el desarrollo que hoy llevó a este éxito. “Luchar sí vale la pena. Cuando empezamos en el 2011 y que veíamos que el contrato terminaba en el 2016, muchos decían ‘eso está muy lejos, no empecemos la lucha todavía’. Pero otros estábamos convencidos que si empezábamos una lucha desde ahí, íbamos a lograr nuestro cometido”.

En esta lucha la USO estuvo acompañada por organizaciones sociales, sindicales, la Central Unitaria de Trabajadores y al papel de algunos congresistas.

“Hubo un momento en que el gobierno anunció que iba a extender el contrato tanto de Rubiales como el de Cusiana, hubo un poco de desesperanza, pero seguimos la lucha. En la alianza, con más organizaciones, con más sindicatos, seguimos dando la pelea. Hicimos movilizaciones en diferentes regiones del país, llevamos el debate al Congreso de la República. Finalmente demostramos con datos que era mejor para el país, la reversión de los campos”.

Lo curioso del asunto es que a pesar de la relevancia de la noticia, en los medios tradicionales ha pasado casi inadvertida. Ante el bloqueo mediático de los medios masivos de comunicación, alineados con los contratos multimillonarios en publicidad que pagaba Pacific, la USO ha optado por resaltar tan importante conquista en los medios alternativos y en redes sociales. Cuatro pancartas móviles recorren los semáforos de Bogotá, al estilo de las multinacionales, para promocionar la gran noticia.  

Ahora bien, como este es un motivo de festejo, hay una agenda para celebrarlo. Primero, un acto público para reivindicar este logro el 28 de junio junto a la plazoleta de las oficinas principales de Ecopetrol en Bogotá.

Luego, el 30 de junio, habrá un nuevo acto público en Villavicencio para salir desde allí a Campo Rubiales y llegar a las 12 de la noche del 31 de junio, cuando termina el contrato, haciendo un acto de soberanía nacional y viendo cómo la multinacional sale de los campos y la empresa nacional asume la soberanía de los mismos.

El 1º de julio, es el gran día con una actividad cultural y deportiva en los campos, para integrar a las comunidades que han sufrido a la explotación petrolera en el Meta y en Casanare.